viernes, 19 de junio de 2015

Un mes, un Warhound. Parte 4

Buenas tardes,

La tarde de ayer y la mañana de hoy han sido realmente muy prolíficos: ya está terminado el trabajo de aerógrafo y le he podido meter ya los pinceles al titán.

Para darle más detalles que el rojo y el negro, me he tenido que poner manos a la obra con la cinta de enmascarar. Éstas cosas si salen bien dejan un acabado precioso y engrandecen muchísimo a miniatura, pero es un proceso al que tengo mucho respeto: la cinta puede llevarse la pintura, se puede torcer o despegar en plena sesión de de aerografía, te pueden caer churretes de pintura por debajo...


En las grebas buscaba una base blanca mientras que en la espalda quería añadir una franja roja.
Para lo primero cubrí toda la mitad con gris y luego subí con blanco para a continuación tapar con más cinta, alternando, y dar con negro para crear una franjas.
Para la espalda, solo marqué con gris las zonas mas altas y exteriores para después dar con blanco allí donde se supone que incide más la luz.
Pero como no busco un acabado sonrosado en el rojo sino naranja, sobre el blanco di un poco de amarillo y así el rojo queda iluminado de una forma muy fina y viva.
Mientras quitaba la cinta de enmascarar no podía evitar el mal presentimiento de que iba a quedar torcido, habría churretes de pintura, etc. ¡Pero el resultado final ha sido estupendo y sin fallos catastróficos!

Ahora toca todo el trabajo de pincel al Warhound: acabar de dar los plateados, detalles en dorado, pintar la cabina, calcomanías, peana, destellos, efectos de sucio y polvo, etc... ¡Todo lo que engrandece de verdad las miniaturas!





Creo que puedo asegurar sin pillarme los dedos que no habrá "Parte 5" de ésta serie de entradas, sino que lo siguiente que podréis ver del Warhound por aquí será el titán ya terminado :)

Un saludo!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...